jueves, 1 de septiembre de 2011

5 pasos para sentirte satisfecha de la vida

Siempre habrá gente más guapa, más rica, más inteligente, divertida o amable que nosotros. Por ello, en ocasiones nos sentimos menos satisfechas de cómo es nuestra vida y por tanto estamos menos contentas. Aquí tienes unos trucos para ir más contenta por la vida:



1


ESCÚCHATE A TI MISMA


Esta mañana, tenías la sensación de que te encontrabas bien en tu casa, decorada a tu gusto y con todo lo que necesitas. Después de la visita a la nueva casa de tus amigos, ya no te sientes tan satisfecha de tu propia casa y piensas que está vieja y que necesita toda clase de renovaciones. Una cosa es segura: la casa sigue siendo la misma que esta mañana, lo único que ha cambiado es la forma con que te la miras. Compararnos con personas que se encuentran en una situación “mejor” que la nuestra nos conlleva insatisfacción. Siempre habrá alguien que tiene más que tú o que es más inteligente. Pregúntate si lo que posees en este momento es suficiente para cubrir tus necesidades y probablemente seas más consciente de que a veces las cosas están bien tal como son.


2


CULTIVA TUS AMISTADES


Las investigaciones prueban que personas que viven en abundancia y dan importancia a lo material, a menudo se sienten menos satisfechas que otras menos materialistas. Nos sentimos realmente felices cuando sentimos que nuestra vida tiene sentido. Las buenas relaciones con otras personas juegan un papel muy importante para lograr esta sensación de bienestar. La educación de nuestros hijos, el haber ayudado a una amiga, la visita a nuestros padres cuando se encuentran solos, hacen que nos sintamos apreciados, queridos y esto nos aporta felicidad. Lo bueno de las relaciones, es que no cuestan dinero, eso sí, hay que dedicarles tiempo y atención!


3


NO SEAS TAN EXIGENTE


Te quieres comprar un coche: ¿eres de las que visitan 10 concesionarios y prueban todos los modelos sin decidirse temiendo no escoger el mejor de los mejores? O ¿vas a un par de concesionarios y el primero que pruebas que te satisface, éste es el que te quedas? El perfeccionismo no siempre es positivo. La vida no es perfecta y todos sufrimos contratiempos. No seas tan exigente y una vez adquirido un producto o tomada una decisión, disfruta y aprovecha el tiempo haciendo lo que te gusta.


4


NO TE QUEDES ENGANCHADA

No siempre es sorprendente que una persona no sea feliz. En ocasiones, cuando hemos perdido a un ser querido o tenemos problemas de salud, es difícil ver las cosas de forma positiva. Todos pasamos momentos de sufrimiento en la vida, pero sea lo que sea, hay que aceptarlo para poder seguir adelante. Luchar contra la realidad no te va ayudar ni va a cambiarla. Intenta fijarte en las cosas positivas por más negativa que sea la situación (es difícil pero si buscas bien las encontrarás). Concéntrate en las cosas que van bien y agradécelo.

5


APRECIA LO QUE TIENES


Hijos, amor, buena salud, suficiente dinero para sobrevivir… son todo conceptos que nos ayudan a sentirnos felices. A veces lo damos todo por normal y no es así. Sé consciente de lo que tienes y sé agradecida. A un grupo de personas se les pidió que antes de dormir, escribieran en un papel 5 cosas por las que se sentían agradecidos. Se comprobó que todos dormían mucho mejor, se volvieron más altruistas y empezaron a fijarse en otras cosas. A menudo, la felicidad la encontramos en el hecho de ser conscientes de lo que poseemos en un momento determinado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor, sé respetuoso y se respetará tu opinión.